PATROCINADORES
INSTITUCIONES
Junta castilla
jcm
Junta Extremadura

Archiletras

Archiletras es posible gracias al apoyo de las siguientes empresas e instituciones

Junta castilla jcm
27 Jul 2020
Compartir
Español

Del latín al romance, el Instituto de la Lengua divulga el origen del español

Redacción

Valladolid acoge la exposición ‘Los orígenes del español II. De Valpuesta a Cardeña’ que incorpora los cartularios de la colegiata de Santa María de Valpuesta y del monasterio de San Pedro de Cardeña (Burgos), primeros documentos en lengua romance

La lengua española «nace en Castilla y tierras aledañas con Burgos como epicentro y dos principales focos: uno en el norte, en los monasterios de Oña y Valpuesta; y otro en el sur, en los de San Pedro de Cardeña y Silos», ha recordado el catedrático José Manuel Ruiz Asencio (Universidad de Valladolid).

De Valpuesta a Cardeña es el título de este recorrido por el origen del español en los scriptorium de los monasterios, como acreditan los facsímiles de los documentos que se podrán ver en Valladolid hasta el 6 de septiembre.

«Hemos entresacado los documentos más importantes para que se vea cómo va surgiendo la nueva lengua, cómo van desapareciendo las palabras y estructuras del latín», ha apuntado Ruiz Asencio en alusión al valor filológico que en su opinión también atesora este repertorio.

En realidad, «no se sabe si se trata de un latín tardío o de un romance temprano», ha añadido el comisario y también catedrático en referencia a unos documentos o corpus documentales (libros Becerro), manuscritos en vitela o piel de vacuno, de ahí la denominación de Becerro con que los especialistas denominan los reunidos en un bloque.

Esa época es la comprendida entre los siglos X (Cartulario de Valpuesta), siglo XII (libro Becerro Gótico) y XIII (Tratado de Cabreros del Monte) que está considerado el primer diploma real escrito en lengua romance castellana y rompe de esa manera, en 1206, con el uso secular del latín como lengua oficiosa de las cancillerías reales.

En la exposición abundan los documentos relacionados con la repoblación de Valladolid por parte del conde Pedro Ansúrez, y su paso de ser una aldea dependiente de la vecina de Cabezón de Pisuerga, a disponer de una autonomía urbana e impronta que no tardando le llevó a ser una de las villas más importantes de la Castilla medieval.

Todo ello abona la tesis que ha sostenido la concejala de Cultura y Turismo, Ana Redondo, quien ha destacado no sólo la importancia de Valladolid en la génesis de la lengua española, sino también su aportación a la transformación de España, con el paso de los siglos, «en un Estado moderno».

Otros documentos expuestos de resonancia vallisoletana se refieren a la consagración y dotación de la iglesia de Santa María, a finales del siglo XI; y la posterior donación de este templo, por parte del conde Ansúrez y su esposa doña Eilo, ya a comienzos del XII, al abad don Salto y a sus sucesores.

El director del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, el escritor Gonzalo Santonja, ha recordado que un idioma «está naciendo constantemente» porque «es un proceso dinámico», y además «pertenece a todos», de ahí esta exposición pública sobre los orígenes del español como símbolo de una pertenencia colectiva o patrimonio común, ha subrayado.

Esta exposición enriquece la perspectiva del estudio del nacimiento y desarrollo de la lengua romance castellana con la incorporación de documentos y textos, la mayoría de carácter religioso, de distintas fuentes documentales. Los cartularios de la colegiata de Santa María de Valpuesta y del monasterio de San Pedro de Cardeña (Burgos), primeros documentos en lengua romance, han sido la base del estudio multidisciplinar en torno a la investigación de orígenes promovido por el ILCYL, junto a las cuatro universidades públicas de Castilla y León. La nueva edición revisada de las ‘Glosas Silenses’, que se publicará en próximas fechas, también se presenta en este nuevo montaje.